Dentro de la oficina de Google Search

Estándar

Fuente: Google Search Blog

“He estado trabajando con Matt Cutts y Ben Gomes, en el mismo equipo por más de 10 años. Trabajamos en Search todos los días, y a principios de esta semana, hicimos nuestra charla de oficina en un evento organizado por el Churchill Club . Danny Sullivan modero nuestro debate en profundidad sobre Search , cómo funciona, y lo que puede venir en el futuro. También recordamos cuando nos unimos a Google, el momento en que mi coche se quedó sin gasolina, y como Ben y yo hablamos de un cambio en el algoritmo, y otros grandes recuerdos de estos años.”

Ven y siéntate en nuestra oficina para charlar sobre Google Search:

  • Para saber más sobre los principios que impulsan los cambios en el algoritmo y cómo estos cambios se ponen a prueba y en práctica, ir al minuto 15:40
  • Para escuchar el debate sobre por qué no recoger a mano los resultados, empezar en 41:04
  • Para más información sobre mi visión para el futuro de Search, ir a 1:12:28
  • Supongo que Danny piensa que es el cerebro de este grupo, échale un vistazo 01:08 (pista: Yo soy el cerebro).

 

Google castigará en Internet a las empresas que traten mal a sus clientes

Estándar

El gigante de internet anunció ayer que ha desarrollado un nuevo algoritmo para penalizar automáticamente en su motor de búsqueda a las empresas que reciben quejas de sus clientes.

La decisión respondió a un reportaje publicado el pasado 26 de noviembre en el diario ‘The New York Times’ en el que se explicaba cómo una empresa veía subir su ránking en las búsquedas de Google impulsada por un elevado número de críticas negativas.

“La principal premisa del artículo fue que ser malo en internet puede ser bueno para el negocio”, explicó el ingeniero jefe de Google, Amit Singhal, quien confesó que su equipo se “horrorizó” al conocer la historia.

En su relato, el periódico contaba que las quejas de los usuarios en la web servían para aumentar el número de enlaces que una página recibía y eso favorecía la visibilidad de la compañía en Google, una notoriedad que conllevaba más clientes.

Aunque Singhal reconoció que lo recogido en el diario no era un “problema extendido”, Google se propuso poner fin a esta práctica añadiendo un algoritmo a su sistema de búsqueda para impedir que las empresas que maltraten al consumidor sean beneficiadas en internet.

La modificación, que no obstante ha sido calificada de “solución inicial”, ha perjudicado ya la posición en el ránking de Google a las compañías citadas en el artículo de ‘The New York Times’ así como a “centenares” que en opinión del gigante de internet “ofrecen una experiencia al usuario extremadamente pobre”

Via: Expansion